Letra: Jaime Dávalos (Argentina)
Música: Eduardo Falú (Argentina)

El pasado 9 de Agosto falleció el gran guitarrista y compositor argentino Eduardo Falú. Con su voz grave, expresiva; su singular estilo con la guitarra; su enorme talento como compositor, que lo llevó a conformar con Jaime Dávalos una fructífera sociedad artística, hicieron de Eduardo Falú un nombre indispensable para la música de raíz folclórica.
Desde aquí el homenaje con esta zamba musicalizada por él.
Que las disfruten!

Versión: Eduardo Falú

Versión: Mercedes Sosa y Eduardo Falú

Versión: Juan Carlos Baglietto y Lito Vitale (Argentina)

Versión: Silvana Marrero (Uruguay)

Versión Luis Salinas (Argentina)

Letra:

Recitado:
Grabé tu nombre y el mío en las arenas del mar,
y un juramento, que nunca me atrevería a jurar;
el viento, como el olvido, la arenita se llevó,
y ahora se ha vuelto arena, lo que juramos tú y yo.
No le prometas a nadie que nunca lo olvidarás,
porque el amor es eterno, y nuestra vida fugaz…”

Cantado
Yo nunca te he de olvidar,
en la arena me escribías.
El viento lo fue borrando
y estoy muy solo mirando el mar.

¡Qué lindo cuando una vez,
bajo el sol del mediodía,
se abrió tu boca en el beso,
como un damasco lleno de miel!

Herida la de tu boca,
que lastima sin dolor.
No tengo miedo al invierno
con tu recuerdo lleno de sol. 

Quisiera volverte a ver,
sonreir frente a la espuma:
tu pelo suelto en el viento,
como un torrente de trigo y luz.

Yo sé que no vuelve más
el verano en que me amabas;
que es ancho y negro el olvido
y entra el otoño en el corazón

Herida la de tu boca,
que lastima sin dolor.
No tengo miedo al invierno,

con tu recuerdo lleno de sol.